LITIO CARBONATO 300 MG - 50 COMPRIMIDOS RECUBIERTOS

ESTABILIZADOR DEL ÁNIMO
Disponibilidad: Disponible
SKU
CH7068
LITIO CARBONATO 300 MG - 50 COMPRIMIDOS RECUBIERTOS está disponible para comprar en incrementos de 1

Indicaciones

Estabilizador del ánimo (eutimizante). Antipsicótico. Antimaníaco. El carbonato de litio está indicado en el tratamiento y la terapia de mantención de los episodios maníacos de la enfermedad bipolar tipo I y II en pacientes mayores de 12 años. El carbonato de litio está indicado en el tratamiento de episodios maníacos en los trastornos bipolares; en el tratamiento de mantención en individuos con trastorno bipolar, disminuyendo la frecuencia de los episodios maníacos y la intensidad de estos cuadros; en la profilaxis de manía recurrente; en la prevención de la fase depresiva en el tratamiento de la hiperactividad psicomotora. La acción clínica del litio tiene la siguiente característica: a) Control relativamente rápido de la crisis maníaca (5 a 10 días). b) Ausencia de cualquier efecto narcótico o hipnótico. c) Control ambulatorio de los pacientes después de la estabilidad inicial. d) Posibilidad de completo retorno a la vida anterior, activa e útil. La medicación con el litio presenta los siguientes factores de seguridad: a) Ausencia de efectos tóxicos, en condiciones controladas. b) Ausencia de tóxicomanía o de reacción de abstinencia. El carbonato de litio está indicado como coadyuvante de los antidepresivos en la depresión recurrente grave, como un suplemento para el tratamiento antidepresivo en la depresión mayor aguda. La duración del tratamiento varia mucho porque cada persona responde de forma diferente al tratamiento.

Posología

El médico debe indicar la posología y el tipo de tratamiento a su caso particular, no obstante la dosis usual recomendada es: Manía aguda: dosis a partir de 600 mg al día. Las dosis deben ser ajustadas individualmente de acuerdo con los niveles séricos y la respuesta clínica. En el tratamiento agudo de la manía se recomienda 900 a 2400 mg/día fraccionada en 2 veces al día. Una dosis única no es recomendada en el inicio del tratamiento o cuando es necesario dosis superior a 1800 mg. Fase de mantención: Para la fase de profilaxia los niveles séricos de litio pueden ser reducidos a 600 a 1200 mg/día. Los pacientes ancianos generalmente responden bien a dosis más baja y pueden presentar toxicidad en dosis generalmente bien toleradas para otros pacientes. Potencializador de antidepresivos en episodios depresivos unipolar: Las dosis deben ser ajustadas individualmente de acuerdo a lo que le indique su médico. Cuidados en la administración: No use este medicamento sin la recomendación de su médico. Puede ser peligroso para su salud. Siga la indicación de su médico, respetando siempre los horarios, las dosis y la duración del tratamiento. Interrupción del tratamiento: No interrumpir el tratamiento sin el consentimiento de su médico, comente a su médico quien podrá evaluar la eficacia de la terapia. Una interrupción del tratamiento puede ocasionar el no obtener los resultados esperados. Si olvidara una dosis se recomienda seguir el siguiente esquema: si fuese 3 horas o menos de retraso, tomar una dosis normal. Más de 3 horas, reiniciar el tratamiento en el próximo horario programado. El nivel sanguíneo adecuado se alcanzará nuevamente en poco tiempo. Nunca duplique una dosis del producto para alcanzar la que fue olvidada, esto puede llevar a una elevación grave de litio en los niveles sanguíneos. Ingesta concomitante con otras sustancias: Durante el tratamiento con el producto el paciente deberá evitar cantidades exageradas de café u otras bebidas con cafeína, debido a que la cafeína provoca pérdida de agua y puede agravar las reacciones secundarias provocadas por la litioterapia.

Contraindicaciones

El uso de este medicamento está contraindicado en caso de hipersensibilidad al carbonato de litio o demás componentes de la formulación. No debe ser usado durante el embarazo y el período de lactancia. El carbonato de litio no debe ser administrado a pacientes portadores de enfermedades renales y cardiovasculares, tampoco se debe usar en individuos debilitados o deshidratados. En cuadros de depleción de sodio, en individuos con uso de diuréticos, el riesgo de intoxicación se eleva en estos pacientes, por lo tanto el médico debe evaluar el riesgo- beneficio en el uso de carbonato de litio, el cual debe ser administrado con mucha precaución, incluyendo controles séricos frecuentes y ajustes dosis inferiores a las habituales. En algunos casos se indica hospitalización del paciente. Para mantener el nivel de agua en el organismo durante el tratamiento con el producto, se recomienda beber por lo menos 1 a 1 ½ litro de líquido por día y dieta normal de sal. El carbonato de litio puede perjudicar la realización de actividades que requieran estado de alerta. Los operadores de máquina deben ser orientados en cuanto al efecto del litio y las alteraciones de la conciencia. Evite conducir automóviles u operar máquinas complejas porque se ha comprobado que el carbonato de litio podría comprometer su desempeño en esta actividad. Informe a su médico sobre cualquier medicamento que esté usando antes o durante el tratamiento.